Deepfake What It Is, How It's Created, and Why You Should Be Cautious.webp

Deepfake: qué es, cómo se crea y por qué debes tener cuidado

December 20, 2023

Imagina que puedes ver un video de tu actor favorito diciendo algo que nunca dijo, o a un político admitiendo un crimen que nunca cometió. Fascinante y aterrador al mismo tiempo, ¿verdad? Te damos la bienvenida al intrigante mundo de los deepfakes, una tecnología que está borrando las líneas entre la realidad y la ficción. En este viaje por el laberinto digital, desentrañaremos el misterio que existe detrás de los deepfakes: cómo una mezcla de inteligencia artificial y creatividad digital está creando una nueva era de contenido audiovisual.

Los deepfakes, que derivan su nombre de la combinación de deep learning (aprendizaje profundo) y fake (falso), son más que simples manipulaciones audiovisuales; son un testimonio del avance exponencial de la tecnología y un recordatorio de la fragilidad de nuestra percepción.

A lo largo de este post no solo descubrirás cómo se crean estas impresionantes obras digitales, sino también por qué es esencial desarrollar un sentido crítico y una actitud interrogativa en esta era de la información digital.

¿Qué es un deepfake?

Los deepfakes son una forma avanzada de manipulación digital que utiliza la inteligencia artificial y el machine learning para crear o alterar contenido audiovisual. En su esencia, un deepfake puede hacer que parezca que alguien ha dicho o hecho algo que en realidad no ha ocurrido, generando videos o audios que son increíblemente difíciles de distinguir de los reales.

Esta tecnología, aunque pueda parecer algo sacado de una película de ciencia ficción, es sorprendentemente accesible y ha ganado popularidad en los últimos años. Los deepfakes se han utilizado en una variedad de contextos, desde la creación de memes hasta la manipulación en entornos políticos, pasando por la publicidad, como el galardonado anuncio de Cruzcampo con Lola Flores, lo que subraya la necesidad de un análisis crítico y una comprensión detallada de su naturaleza.

El origen de los deepfakes

El término deepfake se originó alrededor de 2017, cuando un usuario de un foro de Internet con el alias deepfake comenzó a publicar videos manipulados utilizando software de inteligencia artificial. Estos primeros deepfakes a menudo superponían rostros de celebridades en cuerpos de otras personas en videos, lo que rápidamente generó una mezcla de asombro y preocupación por sus implicaciones éticas y legales.

Desde entonces, la tecnología ha evolucionado rápidamente. Lo que comenzó como una novedad en foros en línea se ha transformado en una herramienta con el potencial de crear cambios significativos en la forma en que consumimos y confiamos en el contenido audiovisual.

Deepfakes y la inteligencia artificial

La creación de un deepfake es un proceso complejo que se fundamenta en el uso de algoritmos de inteligencia artificial, específicamente aquellos centrados en el aprendizaje profundo deep learning. Estos algoritmos analizan miles de imágenes y videos para aprender a imitar las expresiones faciales, los movimientos y la voz de una persona. Luego, esta información se utiliza para sintetizar nuevas imágenes o secuencias de video que parecen reales pero son completamente fabricadas.

Esta capacidad de la IA para replicar y alterar la realidad plantea preguntas significativas sobre la autenticidad y la confianza en los medios digitales. Mientras que los deepfakes pueden tener aplicaciones creativas y entretenidas, también representan un desafío serio en términos de seguridad, privacidad y ética en la era digital.

Cómo se crea un deepfake

La creación de un deepfake es un proceso fascinante que combina tecnología avanzada y habilidades creativas. A primera vista, podría parecer magia digital, pero detrás de cada deepfake hay un conjunto detallado de pasos técnicos y decisiones artísticas.

Proceso de creación de un deepfake

El proceso comienza con la recolección de una gran cantidad de datos, específicamente imágenes y videos de la persona que se va a replicar. Cuanto más material se recolecte, más realista y convincente será el resultado final. Estos datos se alimentan a un sistema de inteligencia artificial, que utiliza técnicas de aprendizaje profundo para analizar y comprender las características faciales, los movimientos y las expresiones de la persona.

Luego, se utiliza un segundo conjunto de datos, que generalmente consiste en el material en el que se quiere insertar la imagen o la voz de la persona. El sistema de IA, mediante algoritmos complejos, fusiona estos dos conjuntos de datos, creando una representación que parece natural y realista.

Esta fusión no es un proceso sencillo y requiere de ajustes minuciosos. La sincronización de los movimientos labiales, las expresiones faciales y la iluminación son esenciales para que el deepfake sea convincente. Además, es necesario ajustar el audio, especialmente si se está creando un video en el que la persona parece hablar.

Tecnología detrás de los deepfakes

La tecnología clave detrás de los deepfakes es el aprendizaje profundo, una rama de la inteligencia artificial. En concreto, se utilizan redes neuronales convolucionales (CNN) y redes generativas antagónicas (GAN) para procesar y generar las imágenes y videos.

Las CNN son eficaces para reconocer y replicar patrones en imágenes, como las características faciales. Las GAN, por otro lado, son un conjunto de dos redes neuronales que trabajan en conjunto: una genera la imagen, mientras que la otra evalúa su autenticidad, en un proceso de mejora continua hasta lograr un resultado que es difícil de distinguir de la realidad.

Este uso sofisticado de la IA no solo demuestra el poder de la tecnología moderna, sino que también resalta la necesidad de una comprensión profunda y una regulación cuidadosa, dado el potencial de uso indebido de estas herramientas.

Impacto de los deepfakes en la sociedad

Los deepfakes no son solo una hazaña tecnológica; su impacto se extiende mucho más allá del ámbito digital, afectando aspectos fundamentales de nuestra sociedad. Estas creaciones digitales tienen el potencial de influir en la opinión pública, alterar la percepción de la realidad y desafiar la autenticidad de la información.

Deepfakes en la política y los medios

En el ámbito político y mediático, los deepfakes representan una herramienta poderosa para la desinformación y la manipulación. Un caso notable fue el deepfake del presidente ucraniano Volodymyr Zelensky, donde supuestamente pedía a las fuerzas ucranianas rendirse ante el ejército ruso. También se ha discutido sobre deepfakes relacionados con el presidente ruso Vladimir Putin, destacando la sofisticación y el potencial de manipulación política de esta tecnología.

Suplantación de identidad con deepfakes

Más allá de la política, los deepfakes presentan un riesgo serio de suplantación de identidad. En el entretenimiento, la cuenta de TikTok "deeptomcruise" creó deepfakes del actor Tom Cruise, engañando a millones. En el ámbito empresarial, se usó un deepfake para suplantar al jefe de comunicaciones de Binance, con el objetivo de engañar a representantes de otras compañías en transacciones de criptomonedas. Estos casos demuestran la amenaza que los deepfakes representan en términos de seguridad y privacidad.

Cómo detectar y protegerse de los deepfakes

Saber identificar y protegerse de los deepfakes algo crucial, sobre todo conforme avanza la tecnología y se hacen todavía más sofisticados. Te contamos unas cuantas claves para identificar estas falsificaciones:

  • Inconsistencias en el audio y el video: Presta atención a desajustes en el movimiento de los labios o expresiones faciales que no coincidan con el audio.
  • Calidad y resolución: Los deepfakes a menudo tienen fallas en la calidad de la imagen o resolución, especialmente en áreas alrededor de los ojos y la boca.
  • Iluminación y sombras: Observa si las sombras y la iluminación en el rostro de la persona no se alinean con el entorno.
  • Parpadeo y movimientos naturales: Las personas en los deepfakes pueden no parpadear de manera natural o tener movimientos faciales extraños.

Prevención ante la amenaza de los deepfakes

Para prevenir el impacto de los deepfakes, es esencial adoptar una postura crítica y cuestionadora ante la información que consumimos:

  • Verificación de fuentes: Siempre verifica la fuente de un video, especialmente si el contenido es sorprendente o provocativo.
  • Educación y concienciación: Mantente informado sobre las tecnologías de deepfake y enseña a otros a ser críticos con el contenido que consumen.

Herramientas para la detección de deepfakes

Existen diversas herramientas y software desarrollados para ayudar a identificar deepfakes. Estas son algunas de las más conocidas:

Protege tu identidad digital de los deepfakes con Didit

En la lucha contra los deepfakes y la protección de la identidad digital, herramientas como Didit de Gamium se convierten en aliados fundamentales. Esta solución de identidad digital descentralizada ofrece varias capas de seguridad y verificación que pueden ayudar a salvaguardar la autenticidad y la integridad de la identidad personal y empresarial en el entorno digital.

Características clave de Didit en la protección contra deepfakes

  • Autenticación robusta: Didit proporciona un sistema de autenticación fuerte, asegurando que solo el verdadero propietario de la identidad digital pueda acceder y utilizarla.
  • Control de privacidad: Con Didit, tienes control total sobre tus datos personales, lo que significa que puedes gestionar quién tiene acceso a tu información y en qué medida.
  • Transparencia y seguridad: Al emplear tecnología descentralizada y la máxima encriptación del sector, Didit asegura la transparencia y la seguridad de los datos, lo que es crucial en la prevención de falsificaciones y manipulaciones.

¿Cómo puede Didit ayudar en la práctica?

  1. Prevención de suplantación de identidad: Al asegurar tu identidad descentralizada, Didit puede prevenir que impostores creen deepfakes que te suplanten en internet.
  2. Verificación en redes sociales y plataformas online: Didit puede ser utilizado para verificar la autenticidad de perfiles y contenidos en redes sociales y otras plataformas, lo que es esencial para evitar ser engañado por deepfakes.
  3. Seguridad en transacciones comerciales: En el mundo empresarial, Didit asegura que las transacciones y las comunicaciones sean auténticas, protegiendo a las empresas de fraudes basados en deepfakes.

Créate tu identidad digital con Didit

La integración de Didit en tu estrategia de seguridad digital no solo protege tu identidad en línea, sino que también proporciona una capa adicional de defensa contra las sofisticadas amenazas que representan los deepfakes. En un mundo donde la diferencia entre la realidad y la ficción se vuelve cada vez más borrosa, herramientas como Didit son indispensables para mantener la integridad y la confianza en el espacio digital.

Y tú estás a un solo paso de protegerte más de los deepfakes. Haz click en el botón de debajo y créate tu identidad digital descentralizada. Solo tú tendrás el poder de tu información privada.

 

Share this post